Archivo de Autor

Happy death-day to you…

Publicado: 2011/02/26 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative
Etiquetas:, , ,

lo último que recuerdo es haber vomitado mi polera de Star Wars. el fuerte olor a vinagre emanaba de un Yoda pintarrajeado con restos de tomate y escasos fideos. me paré bastante mareado y con gran dificultad, pateando algunas garrafas qué para descontento de mis amigos lanzaban coloquiales puteadas. me sentía mal. todo estaba distorsionado y acompañado de un desagradable sonido de maquinaria que punzaba mi cabeza… y lo peor…, era ir a mear en esas condiciones, entre nichos y cruces. de ahí… todo se fue a negro. han pasado como diez minutos desde que desperté y no le puedo encontrar una explicación al extraño hormigueo y a la anormalidad de mi visión. los músculos de las piernas y de los brazos se sienten pesados. se qué están ahí, pero me es imposible moverlos ¿tan borracho estoy? creo que al parecer estoy recuperando el movimiento de mi cuello y mi visión se adecúa al entorno. a mi derecha nada… solo una pared. a mi izquierda veo ¿gente? ¡no, no es gente! o sea sí… son… son ¡¡¡cadáveres!!! ¡¡¡muertos vivientes!!! ¡todos conversando y bailando como la gente normal! ¡actuando como gente normal! todos usan esos tontos gorritos de cartón con forma de conito. qué ridículos se ven. algunos están tratando de bailar, pues muchos de ellos tienen sus extremidades rígidas y podridas. a mi lado hay uno de ellos. de su cara cae algo como pus y otras secreciones. todas chorrean desagradables y se escurren por las serpentinas que le cuelgan alrededor de su cuello… pero más desagradable aun, es lo que está comiendo. ¡está mordisqueando una pierna! ¡¡¡humana!!!… ¡y otro de por allá está chupeteando una mano! trato de hablarles para preguntarles que cresta pasa pero no me responden ¡es más! se me acerca una señorita totalmente hecha charqui, de ropa ajustada y muy escotada, y mete su huesudo dedo en mi ojo, para luego langüetearlo sensualmente con una erótica expresión facial… dejándome perplejo… y asqueado. momentos después, las sensaciones corpóreas empiezan a llegar poco a poco junto con un terrible dolor. levanto la cabeza y me doy cuenta de la desagradable verdad. la ausencia de mis brazos y de la mitad de mi cuerpo explicaba el extraño hormigueo. pero también… las velitas de colores incrustadas en mi pecho lo dijeron todo ¡uno de esos zombies de mierda está de cumpleaños!

Anuncios

Alicia.

Publicado: 2011/01/21 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative

hoy te mostraré algo muy entretenido el show acaba de comenzar – y ves un cuerpo hinchado sobre la mesa de disección rajado desde los genitales hasta la garganta las luces de los halógenos apuntan hacia el centro – mientras que la música se resume en un triste adagio el tiempo corre y la mesa de disección juega con la puesta en escena de una veintena de pájaros muertos que penden tiesos de los hilos los matices sepias y oscuros dominan la sala el resultado es sublime – desde el techo es bajado con un cordel un pequeño conejo muerto mientras que una voz en off narra la historia al ritmo de unos acordeones “ya es tarde… muy tarde… demasiado tarde” chilla la voz que interpreta al conejo – pero ahora viene la mejor parte – ¡fíjate bien! – mira a la pequeña niña que traen de la mano Ella es la actriz principal ¿acaso no es una dulzura? – se parece a Shirley Temple con ese vestido y esos ricitos ¿ves como ese pervertido la introduce a la fuerza en el voluminoso estómago? – algo desagradable de ver debo admitirlo Él es el sombrerero y con aguja e hilo se dispone a coser la abertura del cadáver mira como lo hace – es enfermizo ¿no? – mira como cose apresurado aquella zanja mientras que con la mano restante sujeta a la niña para que no escape – introduciéndole a la fuerza dentro de los pútridos intestinos – ¡pero mira te dicen! ¡no le quites la vista por nada del mundo! – pobre – la niña grita patalea y llora dentro del muerto – hasta que la asfixia finalmente acaba con su vida…

FIN del primer acto

se cierran las cortinas

ahora hay que esperar

 

después de un tiempo, estará todo listo para la escena del gusano…”

CAM 00016 [23:01:34:29]

Publicado: 2011/01/11 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative

“Era muy sencillo. Los veía de la misma forma

en que una bestia contempla a los corderos”.

(Anatoli Onoprienko).

No hay mejor satisfacción que ver un trabajo bien hecho… de adelantar y rebobinar la cinta cuantas veces sea necesario. De apreciar los detallas. De aplicar tracking. De colocar pausa y encender un cigarrillo… después, sólo queda recapacitar por lo sucedido.

[RW <<] Enciendo otro << saco la cajetilla << y me limpio la cara << aplasto y levanto << mi rostro se transforma y << todo es un desastre << aplasto y levanto << aplasto y levanto << aplasto y levanto << siento un alivio a la inversa << y es algo muy extraño << aplasto y levanto << aplasto y levanto << todo retorna << aplasto y levanto << el cuerpo en el suelo ya no reacciona << aplasto y levanto << aplasto y levanto << la locura se (des)apodera de la habitación << << el piso retumba << aplasto y levanto << aplasto y levanto << el suelo hace contacto con el acero << las luces parpadean demasiado << y se crean formas terribles << aplasto y levanto << aplasto y levanto << me tiemblan las manos << aplasto y levanto << aplasto y levanto << aplasto y levanto << me tiemblan las manos << la cabeza vuelve a su forma original << aplasto y levanto << aplasto y levanto << mis zapatillas se limpian << el cuerpo reacciona << y grita << aplasto y levanto << grita más fuerte << más fuerte << más fuerte << PAUSE//. [FF >>] Enciendo un cigarrillo >> sonrío y >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> el sujeto grita >> llora >> suplica >> convulsiona >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> mis zapatillas se ensucian >> Levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> mis manos tiemblan >> estoy muy cansado >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> ya puedo sentir el suelo >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> todo da vueltas >> los espasmos del cuerpo se detienen >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> mi camisa se ensucia >> levanto y aplasto >> mis manos se ensucian >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> mi rostro se ensucia y se transforma >> levanto y aplasto >> levanto y aplasto >> el cigarrillo se apaga >> STOP//.

¿Ven lo qué les digo?

Del arbusto en llamas salió una voz, y dijo: Purifícalo.

Publicado: 2010/12/30 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative

Toasty!”

(Mortal Kombat II).

Bajo el puente hiciste tu última gracia. Lo bañaste de bencina y le prendiste fuego… así de simple. Tomaste la botella de vino y la alzaste al cielo con un burlesco “salud”. Tu última gracia. Tu último acto. El morbo de mirar a alguien consumiéndose en las llamas te volvió loco… tan eufórico estabas que hasta bailaste una danza india al rededor de su cuerpo. Entre ocho y doce minutos demora un cuerpo en quemarse. Hace tiempo qué lo tenías planeado y allí estaba, retorciéndose; ardiendo por partes; expulsando la grasa; chillando con un sonido agudo y difícil de olvidar; clamando e invocando a la rápida un rosario improvisado. Pasado unos minutos te acercaste y prendiste un cigarro en su frente. Este es el último, así que está bien. Mientras el cigarro se consume te vas tranquilizando de a poco, y piensas en ese sabroso Rosbif esperando en casa. Entre ocho y doce minutos demora un cuerpo en quemarse… bueno, eso fue lo que viste en un video hace mucho tiempo atrás… pero lo ideal es que el sujeto aguante los doce minutos, sí no, el espectáculo no se justifica. En fin, tu cabecita alucina con eso. Años de inconfesables crímenes para sellar tu peculiar cruzada con este show pirotécnico. Este es el último, pensaste nuevamente: “Mañana me entrego a la policía”.

¿Te sientes hoy con suerte?

Publicado: 2010/12/19 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative

…Decidí comérmela. La llevé a una casa abandonada en Westchester en la que me había fijado. En el primer piso me desvestí completamente para evitar manchas de sangre. Cuando me vio desnudo se echó a llorar y quiso huir, pero la alcancé. La desnudé, se defendió mucho, me mordió y me hizo algunos rasguños. La estrangulé antes de cortarla en pedacitos para llevarme a casa toda su carne, cocinarla y comérmela…”

(Albert Fish).

Esta es la fecha que más te gusta ¿no es así? Todo es alegría, paz y amor, y eso se puede respirar en el ambiente desde que empieza diciembre, desde que terminan las clases. Pero hay que trabajar y es tiempo de sacar ese disfraz del baúl. Es tu época favorita en donde “ellos” salen felices de sus hogares enseñando sus desproporcionadas sonrisas… pobres… ya puedes sentir aquellos pendejos sentados en tus rodillas… y lo mejor de todo es que sus padres lo consienten y te dan algo de dinero por ello… así es la navidad. Pero dime: ¿Te sientes hoy con suerte? A metros se puede sentir tu maligno hedor. Se podría decir que eres la turbiedad y la precariedad en su máximo estado. Eres la costra que de vez en cuando supura tragedia…, pero tranquilo, no me hagas caso… sigue con lo tuyo, hoy puede ser uno de esos días ¿quién sabe? Siempre te presentas de la misma forma. Eres como una repulsiva caricatura que por décadas se viste igual. Pantalón, terno y camisa sebosa, además de una mariconcita corbata que resalta aún más tu patética personalidad…, bueno, salvo en diciembre, en donde lo “rojo” predomina. Así vas de lugar en lugar, abriendo tu asquerosa boca que sabe guardar la mentira. Así escoges a tus víctimas. Siempre en los paraderos de micro. Siempre afuera de las escuelas… pobre enfermo, ya puedes visualizar la cena, la mesa arreglada como tiene que ser, con hermosos motivos navideños, el vino, las ensaladas y las salsas… y por supuesto… la carne:

[dios te salve mi niña / llenita estás de mi gracia / yo que soy tu señor / me regocijaré contigo / bendita eres como todas mis mujeres / tu vientre será mi bendito fruto / ¡¡¡salud!!! / santa mi niña / tú que pronto verás a dios / ruega por nosotros los pecadores / ahora / y justo ahora en que te mueres / a comer]

Te has preparado para esto desde siempre, sólo es rutina. Simple rutina. Te calienta tener esa carne blandita en la boca…, entonces tu cabeza empieza a trabajar con macabras secuencias y la sangre te hierve; y sudas; y metes tu mano en el bolsillo sin fondo; y te la sacudes aferrado a la muralla; y al rato tu rostro no demora en revelar el placer; y el esmegma hiede en tu mano con cada fricción; y entonces te limpias aquella rancia pasta en la barba; y continúas con tu asqueroso ritual; y así vas más rápido, más rápido, más rápido, más rápido, abajo y arriba, abajo y arriba, abajo y arriba; el fuerte olor te delata; tu jugada tiene que ser rápida; las más pequeñas siempre son las que caen… una de ellas sigue… puede ser… puede ser…

como dije: ¿te sientes hoy con suerte?

Peepshow.

Publicado: 2010/12/10 de Pablo Espinoza Bardi en Narrative

Voluptuosa. Cerda. Divina. Un verdadero coro de ángeles. Placer mórbido y chapoteo rollizo de vírgenes devotas. Entonas excitada un Signum Crucis in extremo [In nomine Patris / et fillii / et spiritus sancti] Ahogando tu pasión entre suspiros entre-cortados, con sonoros y guturales Aménes. Tus piernas de jamón (grasiento jamón) se abren y se despliegan mostrándome una multiplicidad de marranos pliegues que rayan en lo celestial, dejando entre-ver esa áspera oscuridad ocasionada por el constante roce de aquellos rosados perniles. Los orgásmicos Amenes vibran en la habitación, mientras que mis jadeos se pierden tras el agujero de la pared. [Per signum crucis / de inimicis nostris / libera nos / Deus noster] Su enorme bulbo formado por un mar de estrías me coquetea gelatinoso, al tiempo que mis ojos se clavan en un trémulo y velludo ¿¿¿ombligo??? ¡¡¡Qué sé yo!!! El “Altísimo” lo puso allí para ser contemplado… Oh, mon aimée, mon cochón immortelle, tratas (en vano) de arrancarte una cruz rezagada (y encarnada) bajo el mefítico pantano de tu aureolada axila; rojiza, sebosa… placer de Santos, Obispos y Papas. Hedor santificado in nomine Patris. Aceite pringoso de cirios Pascuales inmaculados encendidos desde la era de Constantino. [In nomine Patris / et fillii / et spiritus sancti].

[Amén].

 

Reescritura del poema Sensación [Arthur Rimbaud]

Publicado: 2010/12/01 de Pablo Espinoza Bardi en Poetry

Iré, cuando en la tarde machaque tu carita

pintarrajeada de payaso [en verano]

y seré herido por el éxtasis, al pisar

los huesos astillados de tu cuerpo informe

 

sentiré lo caliente de tus entrañas en la

planta de mis pies… escurriéndose entre

mis dedos, y quizás (sólo quizás) deje que

tus vísceras me bañen la cabeza………..

 

sin hablar, sin pensar, cubriré mi cuerpo de ti,

me revestiré con tus perfumadas carnes y una

putita post-mortem me sonreirá desde el espejo.

 

pero me iré feliz por aquellas callejuelas, dichoso,

como una chica, como un monstruoso travesti cubierto

de carnosos colgajos, por la ciudad [tan lejos]….

por donde las putas vagan.